TURISMO, CULTURA Y TRADICIONES

Los Pueblos Mágicos de Querétaro se han convertido en lugares emblemáticos del estado más allá de la capital por las fuertes tradiciones que conservan, la belleza de sus calles y la calidez de su gente. Son seis pueblos, seis pasados distintos, pero todos con la magia de cautivar con su cultura a sus visitantes.

San Sebastián Bernal, el primero en obtener el título de Pueblo Mágico en 2005 con su emblemática peña, el tercer monolito más grande del mundo, es uno de los poblados que se han convertido en verdaderos símbolos de Querétaro; de la misma forma lo es Amealco de Bonfil, último Pueblo Mágico nombrado en 2018 y que ahora es un verdadero referente con la muñeca otomí Lele.

Jalpan de Serra (2010) cuenta con una riqueza natural sin igual, Cadereyta de Montes (2011) es una maravilla con su naturaleza semidesértica, Tequisquiapan (2012) destaca por la tranquilidad que reina en sus calles y San Joaquín (2015) sobresale por su clima y cultura alrededor del huapango. Son lugares que dignamente demuestran su magia en cada rincón a todos sus visitantes.

Cada uno tiene historias y tradiciones increíbles.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *